¿Sabes cómo cambiar tus creencias limitantes?

Fecha

Te conviertes en aquello que crees… que puedes ser

Las creencias son pensamientos de nuestra mente que hemos adquirido desde nuestro nacimiento y que actúan como filtro de todo lo que percibimos a diario. Son nuestras lentes para ver el mundo.

Se adquieren principalmente de 4 vías distintas:

1- Genética. Heredadas de nuestros antepasados

2- Auditiva. Todo lo que oímos de nuestro entorno.

3- Visual. Todo lo que captamos del exterior a través de nuestra mirada

4- Acontecimientos específicos. Todo lo que nos va ocurriendo a lo largo de nuestra vida.

Además de adquirirlas por estas cuatro vías, para que se formen como tales, deben ser repetidas en múltiples ocasiones a lo largo del tiempo o bien deben habernos causado un alto impacto emocional cuando acontecieron.

Las creencias se agrupan entre ellas, formando paradigmas, que no son más que agrupaciones de ideas subconscientes que se apoyan entre ellas y se refuerzan.

De tal modo que, por asociación de ideas, unas te llevan a las otras formando nuestro modelo o imagen que tenemos del mundo y qué parte ocupamos en él.

Así por ejemplo, adoptaríamos una imagen de si el mundo es un lugar difícil o fácil , o en relación a nuestro autoconcepto , si somos listos o tontos, guapos o feos o bien qué lugar creemos que vamos a ocupar según lo hayamos creado en nuestra mente, es decir, si somos ganadores o perdedores, si hemos nacido para la riqueza o para la pobreza etc.

Nuestro modelo del mundo y la autoimagen que tenemos, forman nuestras creencias y según ellas, así pensamos, así sentimos y así actuamos. Y por supuesto, esas acciones nos llevarán a unos resultados determinados según sean las que hayamos incorporado con nuestra experiencia.

No es cuestión de qué puedes lograr en la vida, sinó qué crees que puedes lograr en la vida.

Como verás es muy importante saber cuales son nuestras creencias más limitadoras para poder cambiarlas cuanto antes por otras más potenciadoras que nos impulsen a ser , hacer y tener todo lo que nos propongamos en la vida.

Toma conciencia de tus creencias limitantes, investiga y reacondiciona

Veamos cuál sería el proceso para eliminar esas creencias que nos bloquean:

1º- Toma conciencia. Debes identificar tus creencias cuando de repente te veas en conflicto frente a algún área de tu vida en concreto. P.ej. el dinero, tu cuerpo, la pareja , lo que comes , etc. Si eres capaz de poner al descubierto cuales son tus creencias respecto a cualquiera de esos ámbitos de tu vida, serás capaz de observar cules son tus reacciones en el momento en que se dispara. Así tomarás conciencia de donde provienen.

2º- Investiga. Una vez hayas localizado esa creencia debes comenzar a investigar de dónde proviene: ¿ qué experiencias tuviste en el pasado que te llevan a pensar así? ¿ qué percibiste de tu entorno más próximo ( padres, profesores, amigos )y te provocó dolor, haciéndote asociar emociones y pensamientos negativos a esos conceptos? ¿ de dónde vienen esos pensamientos y emociones cada vez que oyes hablar de dinero, amor, peso o sentirte guapa? Puede que oyeras expresiones como: «los ricos son mala gente» , «el dinero es la raíz de todos los males»,»el amor verdadero no existe» o «solo con mirar la comida me engordo».

Una vez hayas localizado tus creencias más limitantes, debes dejar de identificarte con ellas y darte cuenta de que tú no eres eso, sinó que lo aprendiste en algún momento de tu vida.

Reacondiciona . Esta fase conlleva un nuevo aprendizaje, buscar y encontrar nuevas opciones mucho más potenciadoras . Esto implica un esfuerzo por tu parte, debes involucrarte y aprender de qué otra manera podrías pensar o actuar, es decir, debes cuestionarte tus pensamientos.

Identifica tus excusas

Como verás todo este proceso , te invita a la acción constante y te obliga a salir de tu zona de confort.

No debes renunciar a tu vida por una falsa comodidad de tu mente. Permanecer en tu zona cómoda mucho tiempo, lo único que consigue es matar tus sueños, te limita y te empobrece.

En la vida o tienes excusas o tienes resultados.

Las excusas son la historia que te cuentas en tu mente para no avanzar. Seguro que te suenan algunas de las siguientes:

» Es que no me siento cómoda con esto»

«Ahora no es el momento»

«No me siento lo suficientemente preparada»

» Es que no tengo dinero»

«Soy demasiado mayor, perdí la oportunidad»

«Nunca tengo tiempo»

¿Cuál es la tuya?

» No existe el fracaso, sólo los resultados»

Tony Robbins

El fracaso y el éxito son la misma cosa en diferente grado y tendemos hacia un lado o hacia el otro en función de aquellas pequeñas decisiones que tomamos a diario. Porque ni uno ni otro llegan de golpe, son precisamente el resultado de las acciones que tomamos al decidir de determinada manera.

Cuando tus resultados no están acordes con lo que pretendías conseguir, puedes dar por hecho que tu enfoque se está desviando. Siempre tendrás indicadores , pistas de si lo que estás haciendo está bien o no.

Y la mejor manera de ir calibrando tu avance , es preguntarte a cada paso, ¿ esta decisión me acerca o me aleja de mi objetivo? . Si eres capaz de serte sincera y de formularte esta sencilla pregunta cada vez que emprendas una nueva acción , te estarás haciendo responsable de tu vida al 100% , y al menos sabrás que estás haciendo todo lo necesario.

Sé una mujer de acción

Debes ser una mujer de acción , de recursos.

Ahora hazte estas preguntas: ¿ cuál es tu historia ? ¿ cuáles son tus excusas ? Debes comenzar a ponerte incómoda. Te reto a hacer un ejercicio muy profundo y empoderador:

Hazte una lista de 50 razones por las que no quieres hacer eso que llevas tiempo pensando en hacer, de las cosas que te dan más miedo para empezar a actuar. Pregúntate ¿ qué no harías en relación a tu objetivo ? ¿ qué te detiene normalmente ? Bien pues ahora HAZLO.

Practica con frecuencia salir de tu zona de confort, enfrenta tus miedos. Seguir estando cómoda , en cierta manera, es empezar a «morir». Es dejar de progresar. Es decaer. Por lo tanto te animo a que lo hagas cuantas más veces mejor . Ese es el precio que debes pagar para conseguir tus sueños.

¿ Te animas ? Cuéntamelo en comentarios , estoy deseando leerte.

¡Hasta la próxima!

Deja un comentario

Más
artículos